28 junio 2016

Condicionamiento para Novatos (III)


Una vez desarrollado y aprendido el condicionamiento clásico subimos un escalón más de dificultad y vamos con el condicionamiento operante, también llamado instrumental.


Condicionamiento Operante

Las conductas instrumentales son todas aquellas acciones cuya adquisición, mantenimiento y extinción dependen de las consecuencias que producen en el medio ambiente. Son, por tanto, el instrumento que provoca la aparición de un acontecimiento que vamos a llamar reforzador o consecuencia.

Como vemos, la diferencia más notable del condicionamiento clásico es que no debíamos hacer nada, es decir, no había ninguna conducta manipulativa por parte del sujeto. En cambio, en el condicionamiento operante el sujeto debe dar una respuesta para que aparezca la consecuencia. Ahora bien, el condicionamiento operante se compone del condicionamiento clásico, en otras palabras hay una base de condicionamiento clásico en el instrumental que ahora veremos.

En el condicionamiento instrumental los componentes básicos, que en el orden de aparición son: 
  • Estímulo discriminativo (Ed): informa de la disponibilidad del reforzador o de la consecuencia. En presencia de este estímulo la consecuencia está disponible, de manera que si doy la respuesta obtengo la consecuencia.
  • Respuesta (R): conducta o acción que se espera que se de.
  • Consecuencia (C): puede ser agradable o desagradable, en función del tipo de aprendizaje.

Ed ----- R  ----  C


Existen dos tipos de relaciones entre estos tres conceptos:


  1. Entre el Ed y la  consecuencia se establece una relación de contingencia clásica. Si enseñamos a una rata a presionar una palanca para obtener una bolita de comida cuando se enciende una luz roja. Entre esa luz roja y la comida se establece una relación predictiva, es decir de condicionamiento clásico. La luz roja informa de la disponibilidad de la comida.
  2. Entre la respuesta y la consecuencia se establece una relación de contingencia instrumental. Esta contingencia es la fundamental en el aprendizaje instrumental.

Tipos de aprendizajes instrumentales

Teniendo en cuenta dos criterios: la naturaleza de la consecuencia (agradable/desagradable) y el tipo de relación acción-consecuencia (+ cuando aparece y - cuando desaparece); si los combinamos factorialmente obtenemos cuatro tipos de condicionamiento operante. Este cuadro es la base de las técnicas operantes usadas en las terapias de Psicología, especialmente con niños.


Imaginemos que ante un estímulo damos una respuesta, tenemos dos opciones, que aparezca la consecuencia o que se interrumpa o impida que aparezca. Veamos esto más extendido: 

A) Aparece la consecuencia:
  • Reforzamiento positivo: La respuesta produce la aparición de una consecuencia apetitiva, con pocas posibilidades de que aparezca por otros medios. En el futuro será mas probable la respuesta. Si alguien cuenta un chiste y la gente se ríe, será mas probable que siga contando chistes en el futuro.
  • Castigo o Castigo positivo: La respuesta produce la aparición de una consecuencia desagradable o aversiva, con pocas probabilidades de que aparezca por otros medios. Esta conducta tiene menos posibilidades de aparecer en el futuro. Alguien que aparca en zona de minusválidos sin serlo. La policía le pone una multa (castigo aversivo). La próxima vez no aparcará ahí.

B) Se interrumpe o impide que aparezca la consecuencia:
  • Entrenamiento en omisión (castigo negativo): La respuesta interrumpe o impide la aparición de una consecuencia agradable que aparece muy frecuentemente. La conducta, por tanto, será menos probable en el futuro. Cuando en una clase un profesor expulsa a un alumno por mal comportamiento (tiempo fuera) se está aplicando este tipo de aprendizaje.
  • Reforzamiento negativo (escape y evitación): La respuesta interrumpe (escape) o impide la aparición (evitación) de una consecuencia desagradable o aversiva que aparece muy frecuentemente. La conducta se fortalece. Una persona que tiene miedo a los perros cuando ve uno en el parque acercandose puede huir del parque (escape) o puede evitar ir por parques porque sabe que hay perros (evitación). Dada la señal de seguridad que esto le produce, en el futuro escapará y evitará mas estos lugares.


Aplicaciones

Las técnicas operantes están presentes en todo lo que nos rodea. La economía de fichas es la que mejor refleja el cuadro de aprendizajes, con la que premiamos las conductas que queremos mantener y se castiga las que no quieren que se repitan. El sistema de educación premia y castiga con el aprobado, el suspenso, el pasar de curso o el repetir. Las máquinas tragaperras, los semáforos, los videojuegos,... El entrenamiento de perros, y el por qué bebemos más bebidas alcohólicas cuando estamos con otras personas que también las beben (alcoholismo social), entre otras muchas conductas de nuestro día a día.

En problemas de ansiedad y fobias aparecen conductas de evitación y escape. Conociendo el método de adquisición pueden extinguirse rompiendo esa relación entre el Ed y la C.

En casos de depresión, acoso escolar o en la violencia de género, entre otros, aparece la indefensión aprendida. Según Seligman, se produce porque los organismos desarrollamos la expectativa de que la relación R-C es ineficaz. Su teoría se basa en la idea de que la persona se inhibe mostrando pasividad cuando las acciones para modificar las cosas, no producen el fin previsto.

¿Por qué no somos capaces de reaccionar ante alguna de las situaciones que vivimos?

Para saber más sobre la indefensión aprendida puedes ver mi post "Hojas manejadas por el viento" en el que se amplía el concepto.

Y hasta aquí lo más básico del condicionamiento. ¿Te ha gustado? Da like, comparte y comenta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Por favor, antes de comentar lea las normas de uso. Gracias.