14 agosto 2013

Como dar malas noticias (II) duelo en niños


En caso que sea un niño  debe de hacerse de distinto modo.  Para ello se ha de comunicar de forma sencilla evitando eufemismos que puedan confundirlo como "hemos perdido a…" o "se ha ido…" que puede hacerle pensar que puede volver. Podemos usar fábulas, cuentos, dibujos e incluso imágenes de la naturaleza (una flor marchita). También se puede usar el juego o el dibujo.


Veamos un ejemplo, "Quédate a mi lado" 1998.




Algunas claves:

  1. Es necesario tener en cuenta la edad del niño y adaptarnos a sus conocimientos sobre la muerte y a su lenguaje.
  2. Hablar con sinceridad, asegurarle que no se va a quedar sólo, siempre estará la familia para quererle y cuidarle.
  3. Contarle en forma de historia (como en el vídeo), no de forma abrupta.
  1. Explicar que ha fallecido porque estaba muy muy muy muy enfermo y que solo las personas muy muy muy enfermas se mueren. Que no ha muerto porque alguien se haya enfado con él. (Se debe exagerar mucho para que el niño no crea que cualquier enfermedad acaba en muerte y evitar que desarrolle otros problemas psicológicos).
  1. Hay que hablar de la muerte cuanto antes, los niños son grandes observadores, captan y recuerdan con facilidad lo que oyen, lo que ven y lo que sienten. Y notan las contradicciones.

Para más información puedes usar la Guía para hablar de la muerte con los niños: Explícame qué ha pasado. 

1 comentario:

Por favor, antes de comentar lea las normas de uso. Gracias.